Ruta de los Molinos de Viento de Don Quijote en Castilla La Mancha

Cuando intenté descubrir qué ver en Toledo en un fin de semana, decidí aprovechar el viaje para realizar la Ruta de los Molinos de Viento en Castilla La Mancha. No pude visitar todos los molinos de todas las provincias, pero si algunos de ellos.

Ruta de los Molinos de Viento en Castilla La Mancha: Descubriendo los gigantes de Don Quijote.

En este recorrido atravesaremos las provincias de Toledo y Ciudad Real, y en cada provincia vamos a conocer algunos molinos.

¿Qué es un molino de viento?

Son unas construcciones algo toscas, con funcionamiento mecánico que se utilizaban para moler el grano y obtener harina. Para el proceso se empleaba simplemente la energía obtenido del viento.

¿Cómo funciona un molino de viento?

Simplemente aprovechan la fuerza del viento gracias a la posición relativa de sus aspas para mover estas. Al moverse las aspas, se movía por efecto colateral un eje y ruedas dentadas, que a su vez conseguían mover dos piedras circulares llamadas muelas. El cereal a moler se ponía entre ambas, se trituraba produciendo la harina.

Interior de un molino de viento.

Interior de un molino de viento.

¿Dónde se encuentran los molinos de viento?

A lo largo de Castilla La Mancha podemos encontrar en muy buen estado una gran variedad de molinos de viento.

Molinos de viento de Toledo.

Una vez has decidido qué ver en Toledo en 3 días y ves que te sobra tiempo, puedes visitar Toledo en 2 días y dedicar un día a recorrer la provincia y conocer los molinos de El Romeral, Tembleque y Consuegra.

Molinos de viento de El Romeral.

Pequeña localidad a unos 60km de Toledo, dedicada a la industria del esparto durante mucho tiempo (no obstante se la conocio como Campo Espartano debido a la calidad de ese material). En el cerro del pueblo se encuentra un conjunto de 3 molinos muy bien conservados. Se puede dejar el coche a los pies del cerro y en unos minutos llegar a cualquiera de ellos.

Molinos de viento de El Romeral.

Molinos de viento de El Romeral.

Molinos de viento de El Romeral.

Molinos de viento de El Romeral.

Ruta de los Molinos de Viento en Castilla La Mancha en El Romeral.

Ruta de los Molinos de Viento en Castilla La Mancha en El Romeral.

Molinos de viento de Tembleque.

Indicar que estos molinos aparecen en el capítulo XXXI de la segunda parte del libro Don Quijote, así que imaginar la importancia de estos. Justo enfrente del pueblo encontramos los molinos subiendo una pendiente (yo dejé el coche abajo). Existen dos molinos restaurados en el año 2000 y nuevamente en 2015. Me disgustó mucho encontrar restos de botellas de cerveza rotos por el suelo alrededor de los molinos (deduzco que es zona de reunión para algunos indeseables en verano).

Molinos de viento de Tembleque.

Molinos de viento de Tembleque.

Molinos de viento de Tembleque.

Molinos de viento de Tembleque.

Molinos de viento de Consuegra.

Me atrevería a decir que los más visitados y conocidos de España (y los más fotografiados en Instagram sin duda). Están distanciados de Toledo por unos 60km igual que los anteriores, por lo cual se pueden ver en el mismo día sin problema. Tenemos un total de 12 molinos en el Cerro del Calderíco, alguno se puede visitar y ver su funcionamiento y otro ha sido convertido en restaurante. Están muy poblados de turistas, por lo que recomendaría visitar estos antes de los anteriores. Igualmente, se deja el coche a los pies de dichos molinos (recomiendo si llegas pronto dejarlo en el aparcamiento de tierra anexo al Castillo).

Molinos de viento de Consuegra.

Molinos de viento de Consuegra.

Molinos de viento de Consuegra.

Molinos de viento de Consuegra.

Ruta de los Molinos de Viento en Castilla La Mancha por Consuegra.

Ruta de los Molinos de Viento en Castilla La Mancha por Consuegra.

Molinos de viento de Ciudad Real.

Tanto si estás por Ciudad Real como si has decidido recorrer la provincia albaceteña buscando los pueblos de Albacete bonitos o has decidido visitar Albacete en un día, debes pasarte a ver estos molinos.

Molinos de viento de Alcázar de San Juan.

Están situados en el Cerro de San Antón, y podemos encontrar 4 de ellos (Rocinante, Fierabrás, Dulcinea y Barcelona), aunque uno estaba con cintas de advertencia, supongo que por algún desperfecto. Podéis aparcar abajo en el parking, o subir a una explanada que hay en la parte de arriba justo al lado del primer molino. En época antigua existían 19 molinos de viento y 2 de agua en la ciudad.

Molinos de viento de Alcázar de San Juan.

Molinos de viento de Alcázar de San Juan.

Molinos de viento de Alcázar de San Juan.

Molinos de viento de Alcázar de San Juan.

Molinos de viento de Campo de Criptana.

Otros de los más conocidos del país, ya que también aparece en el capítulo VIII del libro de Don quijote, donde se confundían con gigantes y se hablaba de entre 30-40 molinos. Hay una gran explanada donde aparcar el coche, y desde ahí poder caminar por entre el mar de molinos. Algunos muy antiguos del siglo XVI y otros más modernos del año 1900.

Molinos de viento de Campo de Criptana.

Molinos de viento de Campo de Criptana.

Molinos de viento de Campo de Criptana.

Molinos de viento de Campo de Criptana.

Mi opinión…

Yo creo que pocas construcciones tan “primitivas” en cuanto al exterior llaman tanto la atención como son los molinos. Indispensables en su día debido a la funcionalidad que tenían, actualmente son elementos de composición fotográficos que a todos nos gustará descubrir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *